Visita Dolores Hidalgo y prueba las deliciosas tortillas ceremoniales

10 abril, 2017 - Jonathan Moreno

¿Te ha gustado nuestro articulo?

Hay ciudades y pueblos que han envestido a las culturas que habitaban en ellos y quedaron en el olvido, poblaciones enteras se dejaron llevar por la trasculturización y poco a poco se diluyen entre la tierra prometida que los dioses prehispánicos heredaron a nuestros antepasados. Una de ellas es el mágico Dolores Hidalgo.

 

¿En Dónde?

El Llanito

Fuente imagen: Union Guanajuato

“El Llanito” lugar en medio de Dolores Hidalgo, Pueblo Mágico en Guanajuato, se resiste a perder sus tradiciones que tienen vestigios prehispánicos; ahí persiste una comunidad Otomí persiste en guardar y heredar su legado de unos 400 años de antigüedad.

Estas tierras como la mayoría en Dolores Hidalgo, pertenecieron a la “Hacienda de la Erre” de los Mariscales de Castilla. Ahí puedes visitar la iglesia color amarillo, hogar de San Salvador de los Afligidos.

El milagroso Cristo está hecho de pasta de caña, técnica de más de 400 años proveniente de la región de artesanos michoacanos. Los mismos habitantes custodian la imagen y al templo con mucho recelo.

Pero esa es solo una de sus costumbres; hay otras que se conservan de manera romántica que aún podemos ser testigos con todos nuestros sentidos. Se trata de la cocina tradicional basada en alimentos básicos como frijoles, maíz, chile, garbanzo y un sinfín de plantas locales.

 

Tortilla artesanal

Tortillas ceremoniales

Fuente imagen: seccionamarilla

De entre todos los alimentos que puedes probar destacan unas tortillas características de las festividades otomíes, alimento a base de maíz que es parte de la dieta de cualquier mexicano, pero en esta comunidad tienen la particularidad de tener figuras y colores ¿Sabías eso?

Se trata de una tortilla gigante y delgada que una vez pre cocida en el comal y antes de voltearla e inflarse, debe pasar por un sello de madera previamente pintado con tintes naturales. Una vez que se fija el sello en la tortilla para que tome el color y la figura, se retira y regresa al comal para terminar de cocerse.

Se trata de estampar el arte otomí en los alimentos de una manera rápida y sin complicaciones; Las figuras son variadas con diseños que van desde la fauna de la región como: coyotes, conejos o venados, hasta imágenes y escudos religiosos como el mismo San Salvador de los afligidos o alguna cruz antigua.

 

Su magia

Moldes para tortillas

Fuente imagen: viaorganica

Estos sellos están hechos de madera de árbol de mezquite o de patol (ese que da los frijolitos rojos) y normalmente son los hombres quienes tallan este instrumento de cocina y son las mujeres quienes los heredan de generación en generación ¡Hasta 100 años!

Los sellos en forma de paleta de madera, deben tener un cuidado especial de conservación; Una vez lavados, hay que secarlos a la sombra o curarlos con ruda.

Es importante que sepas que la tinta de las tortillas es vegetal, los colores son varios y se obtienen de los ingredientes que la naturaleza ofrece desde épocas remotas, por ejemplo, el verde se obtiene de la espinaca, la acelga o la alfalfa; el morado es el resultado de machacar una planta local llamada muicle; el color amarillo se logra del famoso cempasúchil, el rojo del betabel, el cual también en menos cantidades, se puede tornar a un color rosado.

 

Tradición 

Tortillas ceremoniales

Fuente imagen: semillagc

Comúnmente las tortillas con sello o ceremoniales no son parte de la dieta cotidiana, se preparan en eventos especiales como bodas, ceremonias, fiestas patronales o en muestras gastronómicas organizadas por la propia comunidad.

Son más grandes de lo normal y se venden por docena o cuarterones (un kilo 400gm.) Ahora que si ya se te están antojando así recién hechecitas; son el alimento ideal para acompañar al arroz, al mole, guisados con garbanzos, sopa de jamaica, sopa de verduras y también se hacen taquitos de chicharras, insecto previamente empanizado o capeado, conocido también como “pedorras”.

Un encuentro directo con esta comunidad otomí, es descubrir que tiene una cultura fascinante que a pesar del tiempo y la mancha de la modernidad, sigue viva y guarda celosamente todas sus tradiciones.

 

No te pierdas asistir en Mayo a un encuentro con las cocineras tradicionales porque van a preparar tortillas y guisados para ti; si deseas saber más información y costos, consulta nuestra próxima salida a Dolores Hidalgo, Guanajuato, en el tour de Cantinas de José Alfredo Jiménez.

Si deseas saber mas artículos de gastronomía mexicana, visita la revista de turismo El Souvenir y ¡Nunca dejes de viajar!

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter