6 personajes míticos en México

2 julio, 2015 - Horacio Comonfort

¿Te ha gustado nuestro articulo?

 

 

Los mitos y leyendas forman parte de nuestra cultura, han pasado de generación en generación y seguirán. De la misma manera, los personajes de todos estos relatos son inevitables de recordar, algunos son muy conocidos, otros  no tanto, pero definitivamente son el núcleo de la historia. Muchos de estos son provenientes de la historia prehispánica y de leyendas contemporáneas.

 

Aquí les dejamos algunos personajes místicos de México.

 

 

         1. La llorona

 

la llorona

 

Existen muchas leyendas sobre quien fue la llorona y cuando se originó, sin embargo, la más antigua proviene de la mitología azteca. Se decía que la diosa Chihuacóatl aparecía regularmente sobre las aguas del lago de Texcoco y vagaba por las colinas para anunciar la caída del imperio azteca a manos de hombres procedentes de Oriente.

 

No obstante, la versión más conocida dice  que una indígena se enamoró de un español, con quien tuvo tres hijos. Sin embargo, el hombre la dejó por una española, lo que causó la locura de “La llorona”; ahogó a sus tres hijos en el río y luego se suicidó. Y desde entonces su alma en pena grita: “¡Ay, mis hijos!”, en los alrededores de El Zócalo por las madrugadas.

 

 

 

         2. El Chupacabras

 

chupacabras

Fuente: www.zocalo.com.mx

 

Esta leyenda comenzó en Puerto Rico en 1992, se comenzaron a divulgar las matanzas de muchos tipos de animales, tales como pájaros, caballos, y cabras; las muertes eran retribuidas a un misterioso monstruo que chupa la sangre. Poco tiempo después de que esto se diera a conocer,  otras muertes comenzaron a ser reportadas en otros países, aunque más notablemente en México; siendo atribuidas al llamado Chupacabras.

 

No se tiene una prueba fidedigna de la existencia del Chupacabras; sólo existen relatos de campesinos y testigos que vieron al supuesto animal. Algunos relatos lo describen como un animal pequeño con forma de diablillo, mitad cabra mitad monstruo, otros dicen que tiene la apariencia de un perro, lobo o coyote.

 

 

 

         3. El Chaneque

 

chaneque

Fuente: avalonceltique.unblog.fr

 

Este personaje viene de la mitología mexica. Se decía que estas entidades están asociadas al inframundo; habitan en los bosques y selvas, con el objetivo principal de cuidar los montes, los animales silvestres y manantiales. Presenta diferentes aspectos, de los cuales destaca el de pequeño hombre (o mujer), sin embargo, también se cree que son espíritus traviesos con aspecto de niños que esconden cosas y se le aparecen a las personas distrayéndoles para hacerles perder el camino o desaparecerlos.

 

En la actualidad, estos seres son comúnmente vistos o conocidos en el Sureste de México.

 

 

 

         4. El Ahuízotl

 

El Ahuízotl

 

Este personaje también viene de la mitología azteca. Se decía que este monstruo acuático tenía el  tamaño de un perro con manos y pies de mono, cubierto de un pelaje gris de aspecto resbaladizo, sin embargo, fuera del agua se apelmazaba en mechones que parecían espinas, de ahí su nombre del náhuatl a(tl) significa “agua” y huiz(tli) “espina”. También se decía que tenía una tercer mano, larguísima, que parecía una cola; con la que atrapaba a todo aquel que se acercara a las charcas, y lo ahogaba. Este ser estaba al servicio de las divinidades de la lluvia y su ataque suponía que los dioses habían elegido a la víctima y sus almas alcanzaban al paraíso.

 

El ahuízotl atraía a sus víctimas, en general pescadores, simulando el llanto de un niño junto a la orilla de los ríos, luego los atrapaba con su tercera mano.

 

 

 

         5. El Nahual

El Nahual ajustado

Fuente: www.imagenpoblana.com

 

Este personaje está dentro de las creencias mesoamericanas. Es una palabra azteca, para Nahual es Nahualli , que significa lo que es mi vestidura o piel; refiriéndose a la habilidad del Nahual de transformarse en una criatura mitad hombre, mitad animal. Este, era uno de los hechiceros llamados tlatlacatecolo, traducido: “hombres búhos”, lo cual indica que sólo aparecía de noche.

 

Durante el Imperio Azteca los nahuales eran protegidos por el dios azteca de la guerra y el sacrificio, Tezcatlipoca. La leyenda decía que un nahual podía desprenderse de su piel y transformarse; cazadores aztecas y colonizadores decían que durante la noche habían matado a un animal y al amanecer el cadáver se había transformado en el de un hombre.

 

 

 

         6. El Charro Negro

 

6

 

Se dice que un hombre vestido de charro suele cabalgar por los caminos entre los pueblos del sur de México, este charro vestido de negro y cabalgando en un caballo de igual color, usualmente se acerca a las personas que viajan en la noche caminando.

 

Según la leyenda del charro negro, este se acerca y comienza a buscar una plática, dicen que es muy amable y solamente hace compañía, sin embargo, si por el camino que recorren se encuentra una iglesia, antes de llegar a ella el charro se despide amablemente y se va. Algunas personas dicen que en cierto punto el charro invita a subir a una persona, y si esta acepta el caballo comienza a correr y desaparece junto con el charro y la persona que acepto subir, pero si nadie sube el charro simplemente continua cabalgando haciendo compañía a las personas.

 

¿Quieres recibir las mejores ofertas?

Regístrate y recibe nuestra newsletter